Spam :: Spamland

Fotograma de Spamland

La mayoría de los mensajes de spam que me llegan son iguales: viagra a no sé cuántos dólares. Sin embargo, últimamente me sorprendía alguno de vez en cuando con algún toque poético. Lo digo en serio. Poesía surrealista que me recordaba a la escritura automática de la vanguardia. Claro, que esta era aún más automática: la poesía del spam se debe a que son traducciones automáticas de váyase usted a saber qué. De hecho, muchas mezclan varias lenguas (generalmente alemán e inglés), dándole un toque aún más radical.

Pues parece que no he sido el único en captar la belleza de estas obras (una duda menos que resolver con el sicólogo). Los escoceses hermanos McLeod (Greg y Myles) han sumado su creatividad a la de estos poemas de spam y los han convertido en Spamland, una serie de animaciones en las que han dado vida a esas palabras. El resultado es pura fantasía onírica (no quedaba otra) y un ejemplo maravilloso de reciclaje virtual: lo que fue creado para engañar a los filtros anti-spam termina siendo un colorido cortometraje. El caos no es absoluto porque las aplicaciones que crean estas frases se cuidan de que sean gramaticalmente correctas para que sean lo más parecidas posible a un texto creado por un humano. Eso sí, del contenido se cuidan menos.

En cuanto a los hermanos Macleod (que se pronunciaría en las tierras de las “jeiri cuuus” algo así como “mac claud”), tienen una breve carrera llena de grandes “pequeños” éxitos. De hecho, quizá te hayas tropezado con alguno de sus cortos en la MTV o en Nickelodeon (o en la BBC One y en Channel 4 si te encuentras en el Reino Unido). Si no, tienes bastantes ejemplos de sus obras en su página.

1 pensamiento en “Spam :: Spamland”

  1. Casi nunca abro los correos spam, pero en esta ocasión me pasó que el mensaje estaba dirigido solo a mi, lo abro y allí al final de la hoja un poema, me pareció chévere, y luego me entero que es un programa, me parece fenómeno!!, pero de ley es un truco más para que incluso uno se vuelva spammer…

Deja un comentario